El CSIC colabora en la evaluación del estado del mar Balear liderada por la Fundación Marilles

El CSIC colabora en la evaluación del estado del mar Balear

  • El Consejo Asesor del Informe Mar Balear, del que forma parte la representante institucional del CSIC en las Illes Balears, se reúne periódicamente para definir los próximos pasos para evaluar el estado del medio marino.

Las principales instituciones científicas de Baleares, incluyendo el CSIC, el Govern de les Illes Balears y la Fundación Marilles—entidad privada sin ánimo de lucro dedicada a la conservación del mar Balear— presentaron el pasado marzo la primera versión del Informe Mar Balear de acceso libre a toda la población. Este informe, destinado a evaluar el estado del medio marino de las Illes Balears, las presiones a las que está sometido y nuestra respuesta como sociedad, ha contado con la participación de la Administración pública y los principales centros de investigación de Balears, incluyendo el IMEDEA (CSIC-UIB).

Ahora, sus responsables trabajan en su actualización y ampliación organizando reuniones periódicas con el Consejo Asesor del que es miembro Anna Traveset, representante institucional del CSIC en las Illes Balears.

Con el objetivo de evaluar de forma rigurosa el estado ambiental del mar Balear y su evolución en el tiempo, el Informe Mar Balear recopila, analiza y sintetiza los datos disponibles sobre el mar Balear hasta la fecha. Integra indicadores de diferentes variables fisicoquímicas y ecológicas de los principales ecosistemas marinos, así como de la dinámica poblacional de especies de interés pesquero o ecológico (algas, plantas, peces, aves y cetáceos). También aporta información sobre las playas, la calidad de las aguas de baño, los plásticos y otros tipos de contaminación, el impacto de las especies invasoras, indicadores del cambio climático y otras presiones sobre el mar y sus recursos derivadas de la actividad humana, especialmente del turismo y la pesca.

Para garantizar una base científica sólida, 25 instituciones, tanto públicas como privadas, han aportado la información recopilada en este primer informe. En conjunto, el informe aporta 101 indicadores, una gran cantidad de información hasta hoy poco difundida. “La colaboración entre las instituciones científicas y la administración autonómica ha hecho posible poner a disposición del público este patrimonio colectivo poco visible hasta ahora y una información de referencia útil para investigadores, gestores públicos, privados y la ciudadanía en general”, destacan desde la Fundación Marilles. Pero, a pesar de toda la información recogida, los autores coinciden en que no es todo lo que se necesita para poder realizar un diagnóstico sobre el estado del mar Balear.

Este proyecto colectivo cuenta con el respaldo e impulso de las siguientes instituciones: Centro Oceanográfico de Baleares del Instituto Español de Oceanografía (COB-IEO), Consejo Económico y Social de las Illes Balears (CES), Fundación Biodiversidad, Fundación Marilles, Govern de les Illes Balears (GOIB), Grupo Iberostar, Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados – IMEDEA (CSIC-UIB), Observatori Socioambiental de Menorca (OBSAM-IME), Sistema de Observación y Predicción Costero de las Islas Baleares (ICTS SOCIB) y Universitat de les Illes Balears (UIB). Asimismo, para continuar trabajando a largo plazo, el proyecto pretende sumar nuevas instituciones y colaboraciones.

Menú